El Gobierno de España, el gran aliado del olivar

El Gobierno de España confirma su apuesta por el aceite de oliva dando “un paso de gigante” con la norma de calidad

Serrano valora que esta iniciativa va a significar “un espaldarazo a nuestro oro líquido en términos de calidad, garantía y transparencia” y agradece la “sensibilidad continua” del Gobierno de Pedro Sánchez con el sector

Juan Francisco Serrano

El coordinador del Grupo Parlamentario Socialista, Juan Francisco Serrano, valora la nueva norma de calidad del aceite de oliva como “un paso de gigante” en la defensa, revalorización y prestigio del oro líquido como producto de excelencia.

“El Gobierno de España sigue confirmando su apuesta por el sector del aceite de oliva al aprobar una norma que va a significar un espaldarazo a nuestro producto estrella en términos de calidad, garantía y transparencia. Es una iniciativa de calado que va a permitir afianzar nuestro liderazgo mundial”, destaca.

Serrano agradece la sensibilidad del Gobierno de Pedro Sánchez y del Ministerio de Agricultura, que “no han parado de trabajar por el aceite de oliva, en estrecha coordinación y diálogo con el sector, con una batería de medidas que no encuentran parangón en legislaturas anteriores”.

Recuerda en este sentido el decálogo de apoyo al sector, el plan específico para el olivar tradicional, las rebajas de los módulos del IRPF, la reforma de la ley de la cadena alimentaria o la activación del sistema de autorregulación para retirar aceite del mercado cuando éste sufra perturbaciones por un exceso de producción. A esto hay que sumar una PAC cuyos principios básicos son beneficiosos para el sector y contemplan actuaciones específicas para el olivar.

 “Por tanto, hay un Gobierno de España que vuelve a demostrar que es el gran aliado del olivar y del sector del aceite de oliva, porque los compromisos se convierten en realidad y los hechos están ahí para demostrarlo”, sentencia.

Esta nueva norma de calidad va a impulsar la defensa, el reconocimiento y el prestigio de un producto agroalimentario “de primer orden” y que es “seña de identidad y fuente de riqueza indispensable” para la provincia de Jaén.

Es una norma que “potencia su fortaleza como oro líquido”, porque establece algunas directrices de importancia, como la vinculación exclusiva de los términos ‘virgen extra’ con el aceite de oliva, la prohibición de las mezclas con otros aceites o con AOVEs de campañas anteriores o el incremento del control de la trazabilidad.

“Vamos a tener un sistema de control que va a suponer más calidad, más transparencia, más garantía y más seguridad para el consumidor, a lo que hay que sumar un código de buenas prácticas que también va a permitir dar pasos adelante en la percepción del aceite de oliva como un producto de excelencia gastronómica”, argumenta.

  Cortes de sonido

  Comparte en redes sociales

Compartir