Pequeño ridículo de Márquez

El PSOE reitera que no se ha decidido ningún peaje un autovías y recuerda que el PP los propuso incluso “más caros” en 2018

Manuel Fernández pide al PP de Jaén “más rigor, más seriedad y más coherencia” en los debates políticos y atribuye este “pequeño ridículo” de Márquez a la necesidad que tiene de “disparar contra todo lo que se mueva”

Manuel Fernández

El senador socialista Manuel Fernández pide al PP de Jaén “más rigor, más seriedad y más coherencia” en los debates políticos, puesto que fue el propio Gobierno de Rajoy el que puso encima de la mesa la posibilidad de cobrar peajes en las autovías en el año 2018 y encima “más caros”, por lo que “es poco serio que el senador Márquez se ponga a lanzar soflamas alarmistas sobre una medida que su propio partido contemplaba poco antes de salir del Gobierno”.

 Fernández atribuye este “pequeño ridículo” de Márquez a la necesidad que tiene del PP “de disparar contra todo lo que se mueva” en la gestión y planificación del Gobierno de España, considera que esta forma de hacer política es “irresponsable” y lamenta que la derecha “insista en la utilización partidista de cualquier tema para hacer demagogia y desgastar al Gobierno”.

En este sentido, subraya que Márquez “ha vendido puro humo”, puesto que la propuesta de peajes en autovía “no está decidida, sino que es eso mismo, una hipótesis sobre la que se puede dialogar y debatir con argumentos racionales y sin recurrir al populismo de derechas”. “El ministro ya ha dicho con claridad que ni siquiera hay una propuesta planteada, que sólo es una posibilidad de abrir el diálogo y que sólo se avanzará en ella si hay un acuerdo en el Parlamento y con el sector del transporte. Por tanto, el PP se ha pasado de frenada”, resume.

Dicho esto, Fernández reivindica el derecho de “poder hablar sobre estas cuestiones sin caer en demagogias” y considera que “no pasa nada si se hace un análisis y una reflexión profunda antes de tomar una decisión”. En este sentido, recuerda que los servicios se pagan con impuestos y que por tanto se trata de decidir si algunos de esos servicios “los tenemos que pagar todos, incluido el pastor que vive en la sierra a 150 kilómetros de una autovía, o sólo quienes usen esa infraestructura y para unos determinados fines”.

También ve “motivo de reflexión” que la sociedad española esté pagando ese coste, vía impuestos, a los transportistas europeos que entran en España, mientras que el español que sale fuera del país “sí está pagando su peaje por conservación al atravesar la frontera”.

“Con todo esto no estamos diciendo que estemos a favor, ni que se vaya a implantar; sólo que no pasa nada si se abre ese diálogo y ese debate. Y si al final no se considera oportuno, pues como bien ha dicho el ministro, no se dará ni un solo paso más en esa dirección. Por tanto, no hay que tener miedo de hablar de estos temas y sí un poco de coherencia, porque quienes querían poner mayores peajes en 2018 no pueden venir ahora a sembrar la alarma”, concluye.

  Cortes de sonido

  Comparte en redes sociales

Compartir