Actualidad

El PSOE sentencia: “Moreno Bonilla es el culpable de que haya 40 comedores escolares cerrados”

El PSOE de Jaén anunció hoy su respaldo a cualquier tipo de movilización de los trabajadores y de las familias afectadas por el cierre de comedores escolares, garantizó que seguirá peleando “por tierra, mar y aire” para restablecerlos y sentenció: “El presidente de la Junta de Andalucía es el culpable de que 40 comedores escolares en la provincia de Jaén estén cerrados y no presente servicio”.

El parlamentario Jacinto Viedma, que se reunió con responsables de UGT para abordar este problema, subrayó que “los responsables de que los comedores estén cerrados son el PP y Ciudadanos”, como partidos que gobiernan en Andalucía, y por tanto “como el máximo responsable de la Junta es su presidente, el responsable de que estén cerrados es el señor Moreno Bonilla”.

Así las cosas, avanzó que el PSOE va a apoyar a los trabajadores y trabajadoras, a los sindicatos, a la FAMPA y a las familias afectadas, al tiempo que va a “reivindicar de nuevo en el Parlamento” la solución al problema y va a pedir allí “la máxima responsabilidad a quien más responsabilidad tiene, que es el presidente de la Junta”. “Moreno Bonilla es el culpable y tiene que dar la cara ante las familias”, resumió. El PSOE llevará nuevas iniciativas a Comisión y al Pleno del Parlamento para conocer con detalle qué está haciendo Junta para arreglar la situación, si es que el Gobierno andaluz está haciendo algo.

Viedma recordó tanto el consejero de Educación, Javier Imbroda, como el delegado territorial en Jaén, Antonio Sutil, “no han hecho absolutamente nada y han mirado hacia otro lado”, por lo que ya no cabe exigirles más ante su manifiesta incompetencia” en un asunto que perjudica a 2.000 niños, a más de 1.500 familias y a 130 trabajadoras en 27 municipios de Jaén.

El parlamentario señaló que el PSOE ya ha llevado iniciativas al Parlamento y que el consejero de Educación ha llegado a pedirle soluciones a la oposición ante su propia incapacidad, a lo que el PSOE ya le ha respondido con claridad que la solución pasa “por subir el precio de los menús o atender con cocinas in situ”.

Sin embargo, Viedma se mostró pesimista. “Me temo que llegará febrero, con la campaña de la aceituna totalmente finalizada, y no habrá comedores. De hecho, ya veremos a ver si están abiertos antes de final de curso. Ojalá estén, ése es nuestro deseo para que las familias puedan conciliar y para más de 300 menores en riesgo de vulnerabilidad alimentaria no tengan problema. Nos alegraremos de que solucione, aunque la Junta ya va demasiado tarde”, aseveró.

El parlamentario lamentó que ésta es la “penosa herencia” que empiezan a dejar PP y Ciudadanos en la provincia de Jaén: 105 unidades de infantil y primaria recortadas y 40 comedores escolares suspendidos desde el año pasado.

En este contexto, el secretario general de UGT en Jaén, Manuel Salazar, anunció la convocatoria de una nueva concentración el próximo 4 de enero a las puertas de la Delegación territorial de Educación. “Hacemos un último llamamiento para que se agilice la contratación”, reclamó Salazar.

Apuntó que “el delegado Antonio Sutil se tiene que mojar y decir cómo vamos a salir de esta”. Desde UGT, “le hemos venido pidiendo al delegado reuniones reiteradamente desde el pasado mes de junio para que nos explique en qué condiciones se va a sacar el concurso y si aporta alguna novedad”.

Y es que, el consejero dijo ayer que va a salir el concurso del servicio de comedores escolares, pero el secretario provincial de UGT se pregunta si lo va a hacer en las mismas condiciones: “¿Para que quede desierto en gran parte de ello? ¿Para que quien lo coja nos vuelva a dejar colgados? No sé qué novedad presenta este concurso de la Junta de Andalucía”.

Con todo, Salazar explicó que éste es un “problema social y educativo”, especialmente en la provincia de Jaén, donde “la campaña de la aceituna se está viendo alterada y las mujeres son las grandes perjudicadas, porque tienen que quedarse con los niños y no pueden ir a los tajos”.

Aseguró que la respuesta para solventar esta tesitura la ha anunciado en otras ocasiones UGT a través de su Federación de Hostelería y Comercio: “la solución es el rescate del servicio y subir el precio, que actualmente está infravalorado”. Por tanto, lamentó que desde la Consejería de Educación “han tropezado dos veces en la misma piedra”. “Se nos va a pasar el curso y vamos a seguir con este problema”, concluyó.

  Cortes de sonido

  Comparte en redes sociales

  Más fotografías

Compartir