Ronda de contactos

El primer año de la Junta de derechas está hundiendo a la Sierra de Segura

Viedma visita la comarca y se reúne con varios responsables socialistas para analizar los incumplimientos y los recortes de PP, Vox y C’s

Jacinto Viedma, en una de las reuniones.

La Junta de derechas está hundiendo a la Sierra de Segura en su primer año de legislatura, con unas políticas de recorte “altamente agresivas” que están perjudicando a una comarca vulnerable que necesita del apoyo de los poderes públicos y “no de su discriminación y marginación, que es lo que están haciendo PP, Vox y Ciudadanos con ella”.

El parlamentario socialista Jacinto Viedma hace estas declaraciones tras mantener hoy una ronda de contactos con varios responsables socialistas de la comarca, con los que ha analizado “los efectos negativos que la Junta de derechos está provocando en los pueblos de la sierra”.

En primer lugar, han abordado “la dejación de funciones total y absoluta” del presidente Moreno Bonilla con la Presa de Siles, puesto que en un año de Gobierno “no ha sido capaz de poner encima de la mesa la delimitación de la zona regable, algo que se comprometió a hacer en la primera semana de legislatura”. “Un año después se descuelgan con la ampliación del riego a 15 hectómetros, algo que pudieron haber dejado hecho cuando gobernaron España durante 7 años. Ahora se acuerdan de la ampliación de riego sólo para buscar una excusa por no haber hecho su trabajo de delimitación”, les reprocha.

En segundo lugar, Viedma alude a los hachazos de la Junta contra la educación pública. Empezaron recortando unidades educativas en Orcera y Benatae, si bien la presión social y política “logró que dieran marcha atrás”. Después, han eliminado las ayudas contra el absentismo escolar, dejando sin las mismas a los ayuntamientos de Beas de Segura y de Orcera, que tienen programas en esta materia.

En tercer lugar, la zona sanitaria básica de Orcera, que comprende 21 centros de salud y consultorios de la comarca, ha estado sufriendo graves problemas de personal que volverán a reproducirse pronto, puesto que la Junta “no está cubriendo bajas de ningún tipo, ni por vacaciones, como ya ocurrió el mes pasado, y ni siquiera por maternidad”.

A esto hay que sumar el vaciado de competencias de la oficina liquidadora del Registro de la Propiedad de Orcera, que prestaba un importante servicio a toda la comarca y que ahora ha quedado reducida “a un simple buzón de entrada, con muy pocas funciones y desde luego sin apenas los servicios que ofrecía hasta ahora”. “Quien necesite acceder a los servicios que ofrecía antes esta oficina, tendrá que ir a Úbeda”, sentencia Viedma.

Además, la Junta se ha cargado el convenio para la atención de personas dependientes en los centros de día de Puente de Génave y Hornos de Segura en días festivos y fines de semana, “otro mazazo a las políticas sociales y otro golpe al medio rural propinado sin piedad por esta coalición de PP, Vox y Ciudadanos que ha traído el cambio a peor a la Sierra de Segura”.

Viedma garantiza que el PSOE seguirá luchando en el Parlamento no sólo para denunciar estos ataques a los servicios públicos en la Sierra de Segura, sino también “para tratar de impedirlos en la medida de sus posibilidades”.

  Comparte en redes sociales

  Más fotografías

Compartir

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies