Exige a la Junta que haga lo mismo

El Gobierno de España flexibiliza el acceso a de los hosteleros a la prestación extraordinaria por cese de actividad

Navarro exige a la Junta de Andalucía que “haga lo mismo, que empiece a trabajar, que haga un esfuerzo y no deje abandonados a los sectores de la hostelería y el comercio. “Es su obligación. La Junta no les puede cerrar los negocios sin poner ni una sola ayuda encima de la mesa”, sentencia

Micaela Navarro

La senadora Micaela Navarro destaca que el Gobierno de España ha flexibilizado el acceso de los hosteleros a la prestación extraordinaria por suspensión de actividad. Asimismo, ha incorporado un nuevo supuesto para los ERTES a favor de los sectores que se vean afectados por cierre por orden administrativa, lo que beneficiará tanto a la hostelería como al comercio.

Navarro afirma que el Gobierno de España “vuelve a dar un paso adelante en la protección de los colectivos que peor lo están pasando como consecuencia de la pandemia” y exige a la Junta de Andalucía “que haga lo mismo, que empiece a trabajar, que haga un esfuerzo y no deje abandonados a hosteleros y comerciantes”. “Es su obligación. La Junta no les puede cerrar los negocios sin poner ni una sola ayuda encima de la mesa”, sentencia.

La senadora valora la “sensibilidad” del Gobierno de Pedro Sánchez, que está realizando “un esfuerzo extraordinario” para atender a los sectores con mayores dificultades, y reitera que la Junta de Andalucía “no puede eludir su responsabilidad, escurrir el bulto y esperar que otras administraciones les saquen las castañas del fuego”.

“La insensibilidad del señor Moreno Bonilla y de esta Junta de derechas empieza a alcanzar unas cotas insoportables. Los hosteleros y los comerciantes necesitan ayudas, apoyo y recursos de la Junta de Andalucía y ésta tiene que cumplir con su responsabilidad”, resume. Añade que el Gobierno de Pedro Sánchez ha destinado más de 51 millones de euros a proteger a más de 21.000 autónomos de la provincia de Jaén con prestaciones extraordinarias, mientras la Junta “les abandona a su suerte sin ningún pudor”.

Con la última medida del Gobierno de España, los hosteleros podrán solicitar la prestación si su facturación cae un 75% respecto al año anterior o un 50% respecto al primer trimestre de este año. La cuantía de la prestación es el 50% de la base mínima de cotización que corresponda por la actividad desarrollada, una cantidad que aumenta un 20% si el autónomo es miembro de familia numerosa, o un 40% si convive con parientes de primer grado con derecho a esta prestación.

También queda exonerado de pagar las cuotas, aunque el periodo le cuenta como cotizado. Esta prestación también puede ser compatible con el reparto a domicilio o recogida en local si la facturación ha caído un 75% respecto al último trimestre del año pasado.

Esta iniciativa del Gobierno de España se pone en marcha después de que algunas comunidades, como Andalucía, hayan suspendido el servicio de restauración y hostelería. Navarro reclama a la Junta de Andalucía que “tome buena nota” de la gestión que está desempeñando el Gobierno de Pedro Sánchez, “siempre pendiente de las necesidades de los colectivos más vulnerables y poniendo recursos efectivos encima de la mesa, que es lo que corresponde a un Gobierno trabajador, sensible y comprometido con la gente”.

“Todo lo contrario que esta Junta de Andalucía, que lleva 4 meses con el mando frente a la pandemia y está hundiendo a la comunidad autónoma con su caótica gestión”, apostilla.

  Cortes de sonido

  Comparte en redes sociales

Compartir